Out Of Time (5)

Where’s The Love

a) Acaba de ver “Limbo” de John Sayles y se encuentra obsesionado con su aparentemente inexistente acto final. Al mencionarlo en reuniones sociales, sin embargo, tras descubrir lo complejo que resulta sacarse el film de la cabeza, encuentra que nadie ha oído ni de Sayles ni del filme; la velada ha sido arruinada y solo una interrogante responde de lleno al decepcionante sentimiento que ahora puebla su estresado psyche: Where’s The Love?

b) Es domingo por la tarde y su pizza no ha llegado aún. Lo cual es un problema, ya que despertó demasiado tarde para desayunar y su estómago le está reclamando con gruñidos y retorcijones. Para matar el tiempo y distraer a su enervado órgano, decide pasar canales al azar y, tras pasar por torneos de poker y documentales sobre asesinos en serie, llega a “16 Blocks” de Richard Donner. ¿Cuánto puede faltar? ¿15 minutos? No obstante, para cuando llega la pizza y el hombre de la moto ya ha dado un par de pitazos, resulta mucho más provocativo saber cual va a ser el futuro de Mos Def y Bruce Willis y si en efecto lograrán cruzar las 16 cuadras de la cárcel a la corte, aún con los quejidos de sus enojadas tripas: ¿El quejido principal, sin embargo? Where IS the love?

Carl Franklin: Out Of Time (2003)

Sergio Corbucci: Django (1968)

Jake Kasdan: Zero Effect (1998)

Martin Rosen: Watership Down (1978)

Katsuhiro Otomô: Memories (1995)

D.A. Pennebaker: Dont Look Back (1967)

Audition

Cita A Ciegas

¿Alguna vez ha sido transportado en el baúl de un carro (un automóvil, no el símil alucinógeno, a pesar de que a la larga funcionaría de la misma manera)? Una escena reproducida en la gran pantalla por un gran número de filmes (“Jackie Brown”, “Brick”, “Dogville” y “Le Cercle Rouge”, son unos cuantos), funciona de forma bastante adecuada para resumir el espíritu aventurero y forzoso de esta sección. “Cita A Ciegas” sigue unas cuantas reglas inviolables, la más importante que el escritor del artículo no sepa nada ni haya oído nunca sobre el filme que se le ha designado observar, ni puede investigar sobre él una vez se le haya entregado e incluso después de haberlo visto. Usando sólo los créditos y el año, otorgado por el Dungeon Master (Valtam o Dustnation, probablemente), el escritor se avienta de cabeza a un pozo lleno de lava, peces mágicos y arcasaurios, esperando desentrañar los secretos de una isla que emerge de la nada.

(PD: LAS CITAS A CIEGAS NO FUNCIONAN)

Kiyoshi Kurosawa: Cure (1997)

Peter Weir: Picnic At Hanging Rock (1975)

El tejido de la imagen desgarrado por patanes esnobs.

A %d blogueros les gusta esto: